Los niños con dislexia, hiperactividad y TDAH esperan